Detector wireless de posición y movimiento

A medida que las instalaciones se expanden o incorporan nuevos equipos, se hace necesario agregar mediciones de variables ambientales o de proceso, tales como caudal, presión, temperatura, nivel, posición, etc., con el fin de mejorar el control y la seguridad de la planta.

Para llevar a cabo esta difícil tarea en el menor tiempo posible y con bajos costos de instalación, la tecnología de instrumentación wireless ofrece una solución muy atractiva, con ventajas como ahorro de cableado, facilidad de instalación, posibilidad de uso en áreas clasificadas, etc.

 

Detector wireless de posición y movimiento

 

Una solución interesante utiliza una arquitectura tipo malla o ‘mesh’, denominada SFRSS (SignalFire Remote Sensing System), que consiste de un concentrador o gateway (con protocolo Modbus/RTU o Modbus/TCP) comunicado con nodos o sensores remotos para todo tipo de señales (4-20 mA, 1-5 V, pulsos, HART, Modbus, presión, nivel, etc.).  Usando la banda de 900 MHz para la transmisión de señales se consigue un vínculo mucho más robusto y de mayor alcance que con otras tecnologías similares que utilizan 2,4 GHz. Normalmente, la distancia entre un nodo y el gateway puede ser de más de 500 m con línea de visión directa, por lo que, en la gran mayoría de las aplicaciones, no se requieren repetidores de señal, como es común en otros casos.

Detector wireless de posición y movimiento

El detector wireless TiltScout de SignalFire incluye sensor, batería y radio en un compartimiento compacto y robusto, apto para intemperie y uso en áreas clasificadas (Clase I, División 1). El cerramiento plástico de alta resistencia (NEMA 4x) hace posible su uso en ambientes corrosivos, como es frecuente en plantas químicas, petroquímicas, minas, destilerías de alcohol, etc.

La duración de la batería interna es mayor a 5 años, lo que hace que TiltScout sea prácticamente libre de mantenimiento.  En cada transmisión de datos reporta al gateway la tensión de la batería (valor en mV) y el estado de la misma (si debe reemplazarse o no).  Cuando sea realmente necesario, el reemplazo de la batería puede hacerse sin necesidad de retirar el equipo del lugar donde está instalado.

Por sus pequeñas dimensiones (9 x 9 x 6 cm), TiltScout puede ser instalado fácilmente sobre el objeto cuyo movimiento debe detectarse. Se dispone como opcional de una base de montaje magnetizada para su aplicación sobre superficies metálicas.

El sensor es básicamente un acelerómetro o inclinómetro de estado sólido que permite detectar movimientos en dos ejes, lo que lo convierte en un dispositivo muy versátil y que puede utilizarse en muchas aplicaciones, seleccionando alguno de sus tres modos de funcionamiento:

 

Detector de apertura de tapas de tanques

Indica si la tapa está abierta, cerrada o trabada en una posición intermedia. De esta forma, los operadores pueden saber fácilmente si los tanques de la planta están correctamente cerrados, evitando peligrosas emanaciones de vapores tóxicos o inflamables, y sanciones ambientales.

También facilita el control en plantas con idas al campo para la medición manual en tanques (nivel, temperatura o muestreo de productos), ya que el sistema podrá registrar exáctamente en qué momento se abrió la tapa y cuándo volvió a cerrarse. Por lo tanto, puede asociarse la lectura manual tomada por el operador con la hora en que fue realizada.

La puesta en servicio es muy sencilla.  Simplemente se adhiere el detector sobre la tapa o boca de inspección y, estando perfectamente cerrada, se presiona el botón de calibración en la electrónica para que registre ese ángulo como su referencia. A partir de ese momento, TiltScout reportará cada cambio de posición, indicando si la tapa está perfectamente cerrada (ángulo igual a su referencia inicial), abierta (ángulo mayor a 15°) o ha quedado mal cerrada (ángulo menor a 15°).

 

Detector wireless de posición y movimiento

Monitor de equipos de bombeo mecánico

La operación de los equipos de bombeo es fundamental para mantener la producción de pozos. En consecuencia, es muy importante poder tener un reporte en forma inmediata en caso de que el equipo se detenga, sea por una razón meramente operativa o bien por alguna falla mecánica, falta de suministro de energía, etc. En estas aplicaciones, el TiltScout se instala sobre el equipo de bombeo y reporta cuando deja de moverse.

Esto permite mejorar en forma inmediata las estrategias de mantenimiento y optimizar la operación de los pozos de producción.  La instalación del sensor sobre el equipo es muy simple, ya que no requiere respetar una posición en particular con respecto al movimiento del brazo, y está disponible con un soporte magnético que se adhiere fácilmente.

 

Sensor de ángulos bi-dimensional

En este modo de operación, TiltScout informa periódicamente los ángulos sensados (mínimo, máximo y promedio) en cada intervalo de lectura sobre los ejes X e Y. Para fijar su referencia, se coloca el dispositivo en su posición “inicial” y se presiona el botón de ajuste de cero. A partir de dicha referencia, el sensor detecta movimientos de hasta ±90° en cada eje. 

El intervalo de actualización/transmisión de los datos es configurable entre 15 segundos y 60 minutos, y la lectura del ángulo puede realizarse hasta 10 veces por segundo.

 

Preparado en base a material suministrado por el Ing. Pablo A. Batch, Gte. Ingeniería y Servicios, Esco Argentina S.A.

 

Modificado por última vez en Martes, 19 Mayo 2020 18:11
© 2018 Editorial Control. Desarrollado por Estudio Pionero.