El detector de gas fijo Sensepoint XRL de Honeywell está diseñado para implementar operaciones industriales seguras mientras acelera y facilita la instalación, el mantenimiento y la elaboración de reportes de cumplimiento aprovechando la conectividad Bluetooth.

El nuevo detector está disponible como detector de gases inflamables para la detección de gases potencialmente explosivos o como detector de gases tóxicos peligrosos que se encuentran comúnmente en instalaciones industriales. 

A diferencia de otros detectores de gas fijos, Sensepoint XRL es habilitado por la tecnología Bluetooth Low Energy (BLE), lo que significa que puede ser ajustado y mantenido en forma remota desde una app de teléfono inteligente.

Ajustar, mantener y generar reportes desde un detector de gas fijo ha sido normalmente una tarea que insume tiempo y que involucra escaleras o elevadores, distintas personas e incluso equipamiento temporario o paradas de producción”, comentó Duncan Gooch, gerente de producto de Honeywell Industrial Safety. “Con la nueva conectividad Bluetooth, un solo operador puede realizar rápidamente varias tareas, desde ajustar y mantener hasta elaborar reportes, en áreas peligrosas desde un nivel de seguridad o tierra.

Cuando está equipado con un teléfono inteligente intrínsecamente seguro, un solo operador puede realizar numerosas tareas de mantenimiento estándar, lo que incluye ajuste, comisionamiento y calibración de manera inalámbrica desde una distancia de hasta 10 metros. Sensepoint XRL y la app también permiten elaborar rápidamente los reportes de sistemas necesarios para seguridad y cumplimiento normativo ambiental. 

Sensepoint XRL está certificado para área explosiva y es adecuado para aplicaciones de efluentes, generación de energía, laboratorios y de petróleo y gas downstream.

El detector monitorea niveles peligrosos de un determinado gas entre 23 gases tóxicos y combustibles, incluyendo metano, monóxido de carbono y sulfhídrico. El detector está especificado IP 66 y usa un cerramiento metálico robusto. 

© 2018 Editorial Control. Desarrollado por Estudio Pionero.