Tecnología IIoT mejora los niveles de confiabilidad y seguridad

Tecnología IIoT mejora los niveles de confiabilidad y seguridad

La transformación digital es una estrategia que permite usar tecnologías digitales, por ejemplo IIoT, para mejorar el desempeño de las instalaciones. Si bien las industrias de procesos han utilizado tecnologías digitales durante décadas, la aparición de la Internet y otros métodos avanzados de comunicación, tales como intranets internas, ha facilitado su implementación.

Esto ha servido para extender los mismos tipos de mejoras logradas en los principales procesos de producción a otras áreas operativas, tales como confiabilidad y seguridad.

Muchas de estas aplicaciones de IIoT, ya sean basadas en la Internet o en intranets internas, han ganado en importancia teniendo en cuenta que, hoy en día, se trabaja cada vez más en forma remota, lo que requiere una mayor colaboración entre personal muy disperso.

Un ejemplo es el monitoreo remoto de válvulas, junto con la colaboración en mantenimiento y reparación, a fin de mejorar la confiabilidad. El monitoreo remoto comienza con la recolección de datos, habilitada por controladores de válvula digitales, que brindan una amplia información para gestión de activos, control distribuido y otros sistemas host.

Estos controladores se comunican con los sistemas host mediante el protocolo HART, WirelessHART con el agregado de un módulo adaptador, o un fieldbus digital. Los sistemas host envían datos a expertos remotos a través de la Internet o intranets internas para su análisis a fin de conseguir información procesable que puede ser necesaria para mantenimiento o reparación de válvulas.

En el pasado, los técnicos locales tenían que realizar muchas de estas actividades por su cuenta, ya que la comunicación con los expertos se limitaba a correo electrónico, teléfono y mensajes de texto. Pero ahora, los servicios de asistencia remota empoderan a los técnicos locales brindándoles conectividad con dispositivos móviles a través de la Internet, lo que les permite compartir de manera segura su campo de visión a través de un software de realidad aumentada en tiempo real.

El software identifica automáticamente la instalación específica de la válvula, junto con su historial de mantenimiento e instrucciones de reparación. Las instrucciones paso a paso están superpuestas en el campo de visión del usuario para respaldar las tareas de instalación, calibración o reparación.

La videocomunicación en tiempo real permite a los usuarios resolver problemas en menos tiempo y minimizar los errores de instrucción, mientras elimina tiempo de viaje y el costo de llevar expertos al lugar de trabajo. Además, las empresas pueden ampliar su base de conocimientos interna y las capacidades del personal guiándolo y brindando recomendaciones en el trabajo para resolver problemas, hasta e incluyendo supervisión de la reparación final.

Otra tecnología digital ampliamente implementada para mejorar la seguridad y la eficiencia es RFID (Radio Frequency Identification). Muchas válvulas se encuentran ubicadas en áreas peligrosas y de difícil acceso, donde placas ID dañadas o faltantes es algo común. Los técnicos se ven obligados muchas veces a investigar para poder identificar esas válvulas, lo que disminuye la productividad.

Una mejor alternativa es utilizar la tecnología RFID para identificar, seguir y gestionar activos de válvula de una manera más segura, más eficiente y más exacta. Se instala un tag RFID en cada válvula, ya sea antes de su puesta en servicio o durante un período seguro de operación, lo que permite la automatización con métodos de identificación de válvulas que, de otro modo, consumirían mucho tiempo, serían propensos a errores y algunas veces peligrosos. Se utiliza un lector de RFID para escanear el tag, enviando luego la información de la válvula asociada a un sistema de gestión de activos a través de la Internet o intranet de la empresa. Este método se traduce en un mantenimiento más proactivo, junto con una mejor gestión de activos y eficiencia operativa, ya que permite determinar la identidad de los activos con un escaneo y luego usar esta información detallada.

Estos ejemplos muestran de qué manera las tecnologías IIoT pueden promover la transformación digital para conseguir mejoras más allá de la automatización básica a fin de alcanzar mayores niveles de confiabilidad y seguridad, amen de otras aplicaciones limitadas sólo por la imaginación y las necesidades del usuario final.

 

Preparado en base a una presentación de Marcelo Carugo, vicepresidente de Programas Globales de Hidrocarburos y Química, Emerson Automation Solutions.

Modificado por última vez en Miércoles, 14 Abril 2021 17:47
© 2018 Editorial Control. Desarrollado por Estudio Pionero.